domingo, 4 de febrero de 2018

RESEÑA: El guerrero a la sombra del cerezo - David B. Gil




EL GUERRERO A LA SOMBRA DEL CEREZO, de DAVID B. GIL 
Nº de páginas: 736 págs.
Editorial: SUMA
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 9788491291305
Año edición: 2017

SINOPSIS

Japón, finales del siglo XVI. El país deja atrás la Era de los Estados en Guerra y se adentra en un titubeante periodo de paz. Entre las víctimas del largo conflicto se halla Seizo Ikeda, único superviviente del clan regente de la provincia de Izumo, huérfano a los nueve años tras el exterminio de su casa. Hostigado por los asesinos de su familia y condenado al destierro y al olvido, inicia un largo peregrinaje al amparo de Kenzaburo Arima, último samurái con vida del ejército de su padre, convertido ahora en su mentor.

En el otro extremo del país, Ekei Inafune, un médico repudiado por aplicar las artes aprendidas entre los bárbaros llegados de Occidente, se ve implicado en una conjura urdida a la sombra de los clanes más poderosos del país. Una conspiración capaz de acabar con el frágil periodo de calma que da comienzo.

Una novela cruda y bella, cargada de matices, que nos hace viajar a través de un Japón devastado por más de dos siglos de guerra, entre cuyas cenizas, sin embargo, florecen los más hermosos cerezos.


CRÍTICA

Una novela histórica y de aventuras en el Japón de los samurais ya tiene ganado mi corazoncito y mi interés antes de leer la primera página, pero si ademas está escrita de forma entretenida y lo que cuenta es interesante, ya me tiene ganado por completo.

La historia se centra en dos personajes principales. Por un lado tenemos a Seizo Ikeda, un niño de apenas nueve años, último superviviente del clan que gobernaba la provincia de Izumo. Su protector, Kenzaburo Arima, lo rescata a duras penas del ataque al castillo de su padre y se encomienda a si mismo la protección y educación del niño para que se convierta en un samurai que pueda vengar la traición hacia su clan. Seizo deberá aprender a vivir y a sobrevivir en un entorno hostil muy lejos de la seguridad y de los lujos que le ofrecia el castillo de su familia. Será acogido, por orden de Kenzaburo, por una familia de comerciantes mientras él busca información y prepara el camino del entrenamiento de Seizo. Dicha familia lo criará como el sobrino de una hermana del cabeza de familia, pero su madre de acogida le mostrara su más absoluto desprecio desde el primer día hasta que Kenzaburo Arima regresa, cosa que marcará el caracter de Seizo. 

Por otro lado tenemos a Ekei, un joven médico marginado por sus camaradas por aceptar y utilizar las artes medicas aprendidas traídas por los extranjeros a Japón, cosa que se interpretaba en esa época como una traición a las constumbres y tradiciones japonesas. Pero para Ekei no es así. Para él, cualquier conocimiento que pueda ayudar a sus pacientes es bueno y debe ser utilizado. Durante la historia nos irá contando cómo adquirió esos conocimientos y cómo acabó infiltrándose en el clan rival de su señor para conseguir influenciar al jefe del clan y evitar un ataque contra los suyos.

Y hasta aquí voy a leer de la historia porque si cuento más puede escaparse algún detalle que fastidie la historia.

La novela es muy, muy entretenida, está muy bien contada y si te gusta el Japón de los samurais o si te gusta Usagi Yoyimbo, esta novela te va a encantar.

RESEÑA REALIZADA POR SR. DIOX.

No hay comentarios:

Publicar un comentario